Publicado el martes 7 abril, 2020";
Conserva y preserva Gobierno de Tamaulipas las ANPs.

Conserva y preserva Gobierno de Tamaulipas las ANPs.

* Proporcionan importantes servicios ambientales como la captación de agua, conservación de flora y fauna y producción de oxígeno, entre otros beneficios.

Ciudad Victoria, Tamaulipas.- Debido a que las Áreas Naturales Protegidas (ANPs) proporcionan importantes servicios ambientales como la captación de agua, conservación de flora y fauna y producción de oxígeno entre otros beneficios, el Gobierno de Tamaulipas desarrolla programas para conservar y preservar estas zonas que representan diversos ecosistemas.

Por disposición del Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca se conservan y protegen estos sitios o zonas que constituyen la mejor herramienta para conservar la biodiversidad y servicios ambientales que proporcionan a la sociedad.

En Tamaulipas las Áreas Naturales Protegidas por el gobierno estatal son las siguientes: el área ecológica Reserva de la Biosfera del Cielo, la zona especial sujeta a conservación ecológica Altas Cumbres, el área ecológica Colonia Parras de la Fuente, el Parque Estatal El Refugio, y el Parque Estatal Laguna La Escondida. 

Las ANPs son zonas o porciones del territorio que presentan diversos ecosistemas y aquellas sobre las que la nación ejerce la jurisdicción en los ambientes naturales donde no han sido significativamente alterados por la actividad del ser humano o que requieren ser preservadas y restauradas.

Según las categorías establecidas por la ley, las ANPs se crean mediante decreto y están sujetas a regímenes especiales de protección y conservación, restauración y desarrollo.

Tamaulipas cuenta con una extensión territorial superior a las 8 mil hectáreas y se encuentra protegida bajo alguna categoría de decreto aproximadamente el 13.7 por ciento del territorio, explicó al respecto el secretario estatal de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente, Gilberto Estrella Hernández.

Para su funcionamiento se elaboran programas de manejo y operación que incluyen la participación social y privada en proyectos productivos contra incendios forestales y plagas forestales, explicó.

Con ello se asegura el bienestar y desarrollo económico de los habitantes dentro de las Áreas Naturales Protegidas, agregó el titular de SEDUMA.