Publicado el miércoles 2 marzo, 2016";
A cuentagotas

A cuentagotas

David Ed Castellanos Terán

@dect1608

Las policías viales en México son corporaciones a las que poco interés se les presta como sucede con el resto de las unidades de Protección Civil, ya sean bomberos o equipos de rescate. Tan es así que la Cruz Roja se dedica a brindar los primeros auxilios a los ciudadanos cuando no fue creada para ello.

En Tamaulipas los policías viales ya reclaman mejores salarios y prestaciones. En Ciudad Madero, señalaron que les han recortado los vales de despensa y reducido el porcentaje de multas; los agentes en este municipio costero ubicado al sur de la entidad analizan la posibilidad de realizar un paro de labores para el próximo 18 de marzo que inicia el periodo vacacional, fecha en la que se efectúa en la playa de Miramar el ya tradicional “playazo”, donde los jóvenes estudiantes se aglutinan en el máximo paseo turístico para darle la bienvenida a las vacaciones o bien para despedirse de manera momentánea de los útiles escolares. La inconformidad es una auténtica bomba de tiempo.

El actual Diputado Federal Esdras Romero Vega tomó la presidencia municipal de Madero en octubre de 2013 y en la víspera de Semana Santa en 2014 sus elementos fueron acuartelados para ser sometidos a exámenes de control y confianza. De 120 agentes viales que conformaban la dirección de Tránsito y Vialidad solo 43 elementos acreditaron el proceso de depuración; desde ese momento el aún alcalde maderense se dedicó a tratar de conformar una corporación de calidad y eficiencia, sin embargo las decisiones de su partido lo llevaron a ir en busca de la diputación federal por lo que dejó la presidencia a cargo de uno de sus hombres más cercanos, Mario Alberto Neri Castilla, un hombre bien conocido en la Sección Uno del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), personaje que gran parte de su gestión la ha dedicado de igual manera a integrar un cuerpo de vialidad completo y honesto para los maderenses y sus visitantes, pero la tarea es casi una misión imposible.

La tarea ha rendido resultados “a cuentagotas” pues solamente tres personas han acreditado los rigurosos exámenes que aplica la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, solo dos mujeres y un varón han salido victoriosos de las rigurosas pruebas; otros 47 aspirantes no resultaron acreditados y dentro de los próximos 3 o 5 años no podrán presentar de nueva cuenta una evaluación y esto hasta cierto punto es bien visto por los ciudadanos quienes anhelan tener unos policías viales de confianza.

Pero… entre que los interesados no resultan acreditados y la corporación no termina de conformarse, los actuales tránsitos de Ciudad Madero ya comenzaron a mostrar señales de cansancio pues no les han incrementado el salario por lo que siguen ganando menos de cinco mil pesos mensuales, tampoco cuentan con patrullas ni han sido dotados de uniformes, aunado a ello, el porcentaje por multa aplicada se redujo y por consiguiente la economía de sus familias fue trastocada, por lo que analizan seriamente levantar la voz este próximo 18 de marzo.

Ha sido el licenciado Sergio López de Nava Olvera, Secretario del Ayuntamiento de Ciudad Madero, a quien le correspondió atender y solventar el déficit de policías viales, pero poco ha podido hacer debido a lo riguroso de las pruebas. Aprovechando el interés de sus jefes (Esdras y Mario) por terminar de contratar al menos unos 40 tránsitos para antes de que finalice este 2016 la administración, López de Nava ha pugnado para que a los interesados (50 hasta el momento) se les apoye con viáticos, comida, hospedaje y transportación desde Ciudad Madero hasta la capital de Tamaulipas en donde pasan hasta dos días en la aplicación de los exámenes, este apoyo económico ha significado una inversión de casi 120 mil pesos para el Ayuntamiento pero los resultados no han sido los requeridos.

Algunos de los aspirantes que no acreditaron refieren que tardan hasta 15 días para recabar la documentación requerida, pues tan solo la Procuraduría General de Justicia del Estado tarda más de dos semanas en expedirles la carta de antecedentes no penales y luego de que llegan a cumplir con la documentación, en Ciudad Victoria pasan una noche entera contestando un extenso cuestionario, para enfrentarse al siguiente día con el detector de mentiras; desgastados y con poco ánimo de seguir adelante, muchos terminan por desmoronarse al darse cuenta de que son vigilados por soldados y policías que, fuertemente armados, los custodian y vigilan en cada paso que dan.

Así es como “a cuentagotas” el Ayuntamiento de Madero trabaja para conformar una policía vial digna de los maderenses y sus visitantes, solo que de no apoyar a los 46 que están enfilados por ahora la situación se podría agravar pues viene la Semana Santa y estos ya piensan en dejar de trabajar para exigir mejoras salariales y que se les cumpla con lo prometido.

[email protected]