Publicado el viernes 14 enero, 2022";
DE PRIMERA – Y  donde anda Américo!

DE PRIMERA – Y donde anda Américo!

* El poder de las alianzas; o las alianzas en el poder

* Podrán acordar para gobernar o solo para ganar

El panorama político se plantea interesante y polémico en Tamaulipas,  No obstante, más allá del pronóstico del partido ganador y la reflexión sobre la recomposición de las fuerzas políticas, está la preocupación de que pasara en el estado una vez que gane cualquier de las alianzas.

Así como pudieron construir la candidatura podrán construir el gobierno, porque lo que no han podido consolidar son los gobiernos,  los partidos, al final son solo siglas, pero podrán los humanos acordar para gobernar

Gane quien gane deberá enfrentar un nuevo reto,  los acomodos para ejercer el poder para todos, esperemos que no se vaya a crear  un conflicto poselectoral como consecuencia de la acumulación de gases en los túneles de la alianza  política  por falta de previa comunicación.

Administrar diversas y  nuevas fuerzas no es fácil, además de  la nueva correlación política e ideológica.

La ingobernabilidad  que hubieron de presentar diversos partidos que hoy van en alianza  son  apenas el reflejo del agotamiento del viejo sistema político priista que el PRI se negó a reformar, que el PAN no pudo reestructurar en dos sexenios y que el PRD aprovechó para su beneficio.

Sin lugar a dudas las alianzas se formaron con largos y viejos vicios que muchos los llevan ya en su ADN, así que difícilmente los van a erradicar, eso podría provocar la presencia de egos altamente formados  en cada uno de los partidos.

Las tensiones electorales son el reflejo del fracaso de la alternancia partidista en la Presidencia de la República y de la paradoja de querer acomodar en el viejo sistema político una composición de poder de nuevas fuerzas sociales.

 La victoria del PAN, por ejemplo en el  2000 se constituyó por sí misma en la transición a la democracia, aunque a la espera de la instauración y consolidación democrática. Pero VICENTE FOX prefirió aprovechar el sistema político priista, y FELIPE CALDERON  careció de la estabilidad poselectoral para buscar una agenda de cambio político con el PRD.

El talón de Aquiles de las alternancias ha estado en la imposibilidad de armar una propuesta de liquidación del viejo régimen y de construcción de una democracia.

Fox tuvo el bono político para diseñar una agenda de cambios, pero prefirió entenderse con el PRI para conseguir la estabilidad y gobernar con comodidad.

En otros tiempos en otras elecciones como telón de fondo se percibió la vigencia del sistema político priista porque en los estados aliancistas el PRI sobrevivió por su estructura corporativa, articulada a los gobiernos estatales o a las estructuras vigentes como el Poder Legislativo, los cacicazgos, los sectores corporativos productivos y hasta los medios de comunicación.

Que ofrecen al PAN el PRD  y el PRI en Tamaulipas, todos esperan que la unidad que ha logrado el TRUCO marque ya un punto de referencia no tan lejos de MORENA como se percibía hace unos meses.

Sin embargo,cuando se maneja el poder y letras atrás ya lo dejamos claro, la democracia se tiñe de otros colores, así que ninguna alianza esta en estos momentos en condiciones de decir que ha ganado, es mucho lo que tienen apenas que construir, porque  lo que necesitan esta en los que no han sumado no en los que ya tienen,  en la bolsa a cambio de obras, puestos y demás dividendos.

El elector es el principal actor, al que no puedes comprar porque no habría dinero suficiente para todos, no alcanzaría para comprar los votos ganadores,  pero sabemos que así se ha implementado una nueva forma de hacer política y como dicen en el  marketing a oferta y demanda se generan los mejores negocios.

El posicionamiento mediático crea un ambiente de opinión pública en el sentido de pensar que se le puede ganar al partido de enfrente, ajeno a la realidad de la política mediática que es totalmente distinto.

 El factor electoral se ha localizado en el sentido de la sociedad y en el factor de la oportunidad política. La alianza  que pueda sumar estos dos indicadores  será el que tenga ventajas en los resultados electorales.

 La clave de un reposicionamiento electoral radica en la conquista de los nuevos electores.

La despolitización del voto, hoy la política carece de ideas, otras elecciones  han demostrado  que la gente va a votar a cambio de algo: por ejemplo, se entregaron tarjetas con 5 mil pesos en efectivo, pero válidas sólo si ganaba el candidato del PRI. El PRD mantiene su base electoral en el centro del país  con sus programas de dinero regalado a ciertos sectores y atemoriza a los beneficiarios con el argumento de que perderán esos ingresos si el PRD pierde el gobierno capitalino, igual pasa ahora con MORENA.

Tamaulipas  ha marcado histórica, una fue la alternancia apenas en el 2016 con CABEZA DE VACA,  luego  CESAR VERASTEGUI,  como candidato por una alianza con un partido que sentó las bases de un gran emporio en el país, pero que perdió la confianza de la gente, lo convierto todo en un gran reto.

Los nuevos tiempos requieren de retos, la tecnología ha llevado al hombre a cambios insostenibles, la información está a la orden del día y cada votante sabe su responsabilidad por ello en el quehacer de  gobernar, los gobernados tenemos un gran compromiso y  hacerse de la vista gorda y quedarse en la zona de confort nos ha llevado a tener los gobiernos que merecemos.

Donde esta AMERICO VILLARREAL ANAYA luego de haberse manejado por varios meses en el top de los medios de comunicación con boletines a diario para poder permear en el estado y ganar la encuesta para generar una candidatura que lo lleve a la corona de la gubernatura, su gente de medios brilla por su ausencia y queremos pensar que están reestructurando lo que viene o que alguien nos explique porque hasta la gente del centro del estado está cuestionando lo escueto de la campaña interna que lleva a cabo el candidato de la alianza morenista en Tamaulipas.

Sugerencias y comentarios [email protected]