Publicado el lunes 28 marzo, 2016";
Se manifiestan en Veracruz para exigir castigo contra juniors que violaron a una menor

Se manifiestan en Veracruz para exigir castigo contra juniors que violaron a una menor

 

*** Denuncian “tortuguismo” por parte de la Fiscalía encargada del caso. Exigen que no se le dé “carpetazo”



VERACRUZ, VER.- Decenas de personas se manifestaron este día en Veracruz para exigir que se castigue a los cuatro jóvenes, presuntos hijos de políticos y empresarios, que hace un año abusaron sexualmente de una menor de edad.

Al menos 200 manifestantes, entre familiares, amigos, organizaciones civiles y miembros de partidos políticos, exigieron en el puerto de Veracruz “No más impunidad” y “Justicia” por el caso de la adolescente que fue violada en enero pasado en Boca del Río por un grupo de jóvenes mayores de 18 años, quienes hasta la fecha no han sido investigados.

“Veracruz, ¿Qué pasa? Levantemos la voz, justicia” y “Sr. fiscal pedimos: justicia y cárcel para los violadores”, son algunas de las exigencias de los manifestantes, quienes marcharon con globos blancos en mano por distintos puntos del puerto para concentrarse en el Zócalo de la ciudad.

María Elena Bretón de la Cruz, abuela de la víctima, dijo que la Fiscalía General de Veracruz no ha presentado ningún avance sobre la indagatoria.

“Se hizo la denuncia formalmente y los análisis a la niña que en aquella época tenía 17 años […] Se dice que son influyentes los padres de los chicos y por eso le quieren dar carpetazo al caso. Exigimos que entreguen a sus hijos porque son violadores profesionales, no nada más de este caso, tenemos otros casos por delante.

“Secuestraron a mi nieta, la violaron y ahora resulta que las víctimas son los otros [los agresores], porque están muy bien parados con el gobierno”, denunció la familiar de la menor, quien advirtió que la movilización podría llegar a la Ciudad de México si en Veracruz no hay resultados.

Dijo que buscará una reunión con gente de la Presidencia de la República, del DIF nacional y con organizaciones internacionales de derechos humanos.

Pidió al Gobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa, que “ya deje de hacerle al monje y que haga justicia. Ellos [los presuntos violadores] son confesos. Tengo videos donde ellos confiesan que violaron y secuestraron [a sus víctimas]. Que se me haga justicia, no pedimos otra cosa”.

La violación tumultuaria ocurrió en enero de 2015 en Boca del Río cuando cuatro jóvenes: Enrique Capitaine Marín, Jorge Cotaita Cabrales, Diego Cruz Alonso y Gerardo Rodríguez Acosta, subieron a Daphne a un auto en contra de su voluntad y la llevaron al domicilio de uno de ellos en el fraccionamiento residencial Costa de Oro y en el baño del inmueble abusaron sexualmente de ella.

Los jóvenes han sido denominados en redes sociales como los “Porkys de Costa de Oro”, presuntamente pertenecen a una banda criminal integrada por juniors, la mayoría hijos de funcionarios o bien de gente con dinero.

Esta mañana, Javier Fernández, padre de la menor abusada, declaró en entrevista con Radio Fórmula que tardó cuatro meses en denunciar porque le prometió a su hijo que lo haría daño a los presuntos violadores, sin embargo, dijo que los padres de los agresores se han encargado de atacar y difamar a su hija, por lo que decidió hacer público el caso.

“Es gravísimo, indignante, inhumano. Yo no negocio ni voy a negociar nada, el caso está en manos de la Fiscalía”, dijo Fernández.

En conferencia de prensa, el Fiscal General de Veracruz, Luis Ángel Bravo, dijo que se apegarán a las leyes para resolver la situación de la joven víctima y sus presuntos agresores.

(Sin Embargo)