Publicado el domingo 26 junio, 2022";
Reseña | Capcom Fighting Collection – Un viaje a la gloriosa época noventera de las maquinitas

Reseña | Capcom Fighting Collection – Un viaje a la gloriosa época noventera de las maquinitas

Este análisis ha sido realizado gracias a una copia versión 1.01 facilitada por Capcom Latinoamérica, título ya disponible en PlayStation 4 (versión analizada),  Xbox One, PC vía Steam, y Nintendo Switch.

POR: Dilan Azuara

Capcom tuvo una época en la que era la reina de las maquinitas o chispas como les decíamos a algunas partes del país, desde luego ya tenía la corona del campeón con su Street Fighter. Sin embargo, empezaban a surgir otras fórmulas jugables de pelea que atentaban con quitarle su reinado.

Por lo anterior se decidió a experimentar con licencias nuevas para apelar a ese público que no se sentía atraído por Ryu y Chun-Li, ahí fue donde nacieron esas hermosas joyas, como Darkstalkers que al día de hoy muchos seguimos esperando alguna secuela.

Lamentablemente no me tocó esa época de las maquinitas en su esplendor la Capcom Fighting Collection es una recopilación que reúne todos los títulos de Darkstalkers en sus ediciones Americanas junto con sus versiones japonesas. Esto por sí solo ya es un algo que hace que valga la pena comprar este título recién lanzado.

Una colección deseada de títulos olvidados en los 90’s.

Los juegos que podemos jugar son los siguientes: Darkstalkers: The Night Warriors (1994), Night Warriors: Darkstalkers’ Revenge (1995), Vampire Savior: The Lord of Vampire (1997), Vampire Hunter 2: Darkstalkers’ Revenge (1997) y Vampire Savior 2: The Lord of Vampire (1997). 

La franquicia Darkstalkers sufrió el mismo síndrome de Street Fighter, me refiero a qué se lanzó la misma edición con mejoras y agregados que hacían la anterior obsoleta. Night Warriors: Darkstalkers’ Revenge, en mi opinión es el título perfecto con buenas mecánicas de combos y especiales, así como un reparto variado de monstruos peleadores.

A partir de la de la llegada de Vampire Savior, Capcom realizó modificaciones a las mecánicas que me parecieron hacían que la saga perdiera su esencia como el cambio en los poderes y movimientos, así como desaparición de la pausa entre asaltos, es decir derrotabas al rival e inmediatamente comenzaba el siguiente encuentro sin descanso. A pesar de esto, estos juegos se mantuvieron entre el gusto de los amantes de la saga. 

Otros de los juegos incluidos son Super Puzzle Fighter II Turbo (1996) y Super Gem Fighter Mini Mix (1997), dos títulos que al día de hoy son una grata sorpresa descubrir. Aquí los personajes de Street Fighter y Darkstalkers cruzan sus universos con una apariencia superdeforme o ‘chibi’.

Super Puzzle Fighter II Turbo es un juego con esa esencia puzzle, en donde debemos alinear gemas de colores y las explotamos con una esfera especial o con un diamante, con esto le mandaremos un castigo a nuestro contrincante, el cual variará de intensidad en razón a la cantidad de bloques que eliminemos y la cadena de eliminación de concadenemos.

Diversión garantizada con grandes clásicos de pelea noventera.

En Super Gem Fighter Mini Mix utilizaremos los personajes en estilo ‘súper deforme’ con un estilo de juego simplificado, los poderes especiales los realizaremos con ayuda de gemas que nos recargarán la barra de especial. Lo divertido de este juego es el sentido del humor estilo Looney Tunes cuando nuestros personajes realizan sus técnicas de ataque y combos.

Los últimos juegos son Cyberbots: Full Metal Madness (1995), Red Earth (1996) y Hyper Street Fighter II: The Anniversary Edition (2003), este último es un juego no muy distinto a los que pudimos jugar en la colección del 30 aniversario de Street Fighter y que le pone sazón al dominio de juegos de Darkstalkers.

Cyberbots: Full Metal Madness es un juego que nació derivado de Armored Warriors. En Cyberbots peleamos montados uno de cuatro distintos robots mechas, cada piloto cuenta con su trasfondo narrativa y cada robot mecha se destaca en su forma de pelea. Realmente ha sido un título que me sorprendió, a pesar de su simpleza, es sencillo de dominar y muy divertido.

Red Earth, es un juego que recibe su primera adaptación a las consolas de sobremesa. Aquí podemos elegir uno de cuatro personajes diferentes. Los enfrentamientos son contra bestias legendarias, como un calamar gigante, un tiranosaurio modificado y una arpía, por mencionar algunos. 

Cada personaje cuenta con dos posibles finales. Su sistema de subida de nivel es con cada enfrentamiento con los que aprenden más movimientos de lucha. Aunque, este progreso se salva a través de una contraseña que tendremos que apuntar e introducir cada que juguemos con el personaje elegido.

Aspectos técnicos

Ahora, lo bueno de esta recopilación de títulos es que cuentan con el importantísimo rollback netcode, con el que podremos jugar en línea de forma fluida y como si estuviéramos jugando de forma local. En el juego en línea hay opciones competitivas, luchas amistosas o personalizadas en donde podremos unirnos a cualquier partida de cualquier juego.

Debo decir que, al día de hoy ya efectuado el lanzamiento oficial del juego, no pude encontrar partidas con quienes medirme, por fortuna podemos crear salas para quedar con amigos y jugar en línea.

También tenemos el modo entrenamiento, en donde podremos poner a prueba las técnicas y probar los comandos de lucha. Otra función que tenemos es el Guardado Rápido y Cargado de Guardado rápido. En donde podremos salvar nuestras partidas en cualquier momento y continuarla a placer.

Capcom Fighting Collection corre a 30 fotogramas por segundo a una resolución de 1080p en PlayStation 4, entre las opciones de visualización tenemos su original resolución 4:3 con una variada selección de filtros CRT. Al ser títulos de pantalla completa, en los costados podemos activar marcos con tres artes alusivos a cada juego que juguemos o de plano podemos elegir que no se vea ninguno y que sean barras negras.

En el modo museo se pueden ver detalles gráficos y artes conceptuales que podemos morar a detalle gracias a su herramienta de acercamiento. También cuenta con un reproductor musical en donde escuchar su hermosa banda sonora de los títulos, ya sea por cada juego o en aleatorio, todas las canciones en su versión original.

Todos los juegos están en inglés y japonés, con la excepción de Vampire Savior 2 y Vampire Hunter 2, que nunca vieron la luz del Sol en América, por lo que los vuelve dos títulos verdaderamente interesantes por jugar.

Conclusión

Capcom Fighting Collection es una recopilación indispensable para aquel videojugador noventero que disfrutó de estos títulos y que al día de hoy vale la pena revisitar. En lo jugable es bastante cómodo y divertido, gracias a la variedad de títulos que componen esta colección.

El agregado de juegos como Red Earth y Cyberbots: Full Metal Madness son bien recibidos al ser títulos que se creían olvidados en el tiempo. La posibilidad de guardar estados y lucha en línea con el sistema rollback netcode les da un enorme potencial jugable.

Tenemos a disposición las ediciones americanas y japonesas, así como un museo en donde ver todo el estilo de arte de cada juego. Se agradece la incorporación de un reproductor musical para escuchar su banda sonora.

CALIFICACIÓN FINAL: 9/10

Dónde Comprarlo

Capcom Fighting Collection está disponible en formato digital entre los minoristas digitales: PlayStation 4 en PSN Store por US$39.99 dólares. Mientras que en Nintendo Switch en la eShop por MX $833.00, en PC vía Steam por Mex$ 799.99 y Xbox One MXN$833.00.